Sin categoría

El gasóleo, combustible seguro para su calefacción

0 316

El gasóleo constituye una solución ideal para cubrir las necesidades de calefacción y agua caliente sanitaria en viviendas unifamilares, apartamentos, instalaciones deportivas, locales industriales o comerciales, etc. Una de sus grandes cualidades es la seguridad. A diferencia de otras energías que pueden ser inflamables a cualquier temperatura, el gasóleo calefacción requiere temperaturas superiores a 60ºC para alcanzar su punto de inflamación. Además, al ser un combustible totalmente seguro, no requiere medidas especiales de prevención que encarezcan el coste de la instalación.

Ventajas
El ahorro que se puede conseguir al instalar un sistema de calefacción a gasóleo es mucho mayor porque se obtiene:
Menor coste en la reforma de la instalación: las exigencias de seguridad del gas natural según la normativa vigente tales como sistema de detección de gas, ventilación forzada y sistemas eléctricos antideflagrantes suponen que, en este caso, el coste de la reforma sea significativamente superior.
Libertad de precios: el gasóleo calefacción es el único combustible que está en régimen de mercado completamente libre, donde existe siempre la posibilidad de comparar distintos precios de mercado, sin que tengan que aceptar el precio que le ponga un único suministrador.
Menores costes fijos: otras energías cobran una serie de costes fijos en concepto de alquiler de contador, y término fijo que hacen que se tenga que pagar incluso cuando no utilice la calefacción.
Precios más bajos para el conjunto caldera/quemador: el precio del conjunto caldera/quemador de un sistema de calefacción a gas natural es entre un 10% y un 25% superior al de uno de gasóleo calefacción, como puede comprobarse en las tarifas de los principales fabricantes.
Menores gastos de mantenimiento: algunas energías como el gas natural requieren exhaustivas revisiones de seguridad para cumplir con la normativa vigente. En un moderno sistema de calefacción a gasóleo estas revisiones son menos frecuentes y mucho más sencillas de realizar.
Además, las modernas técnicas de combustión han conseguido que el rendimiento de los sistemas de calefacción de última generación y agua caliente a gasóleo sea de casi el 100%, consiguiendo con ello un considerable ahorro de combustible.

Razones económicas

Los sistemas de calefacción a gasóleo son los más instalados en Europa. En España proporcionan calor y bienestar a más de un millón de hogares con un coste muy reducido.
Estos sistemas han evolucionado con las más modernas tecnologías, incorporando termostatos electrónicos que permiten regular la temperatura según las variaciones climáticas, programadores horarios y sistemas que posibilitan un control individualizado del consumo.
Con instalaciones de calefacción y agua caliente sanitaria centralizadas se consigue mejorar el balance térmico de todo el edificio, lo que se traduce en un importante ahorro de combustible y en un mayor confort. Por otro lado, los nuevos sistemas de calefacción a gasóleo permiten un control individualizado de los consumos aunque se trate de una instalación central. Como ventaja adicional, una única sala de calderas simplifica la instalación, reduce sensiblemente la inversión en equipos y disminuye los costes de mantenimiento.

Fuente de la noticia: http://bricolaje.facilisimo.com/reportajes/electricidad/el-gas-oacute-leo-combustible-seguro-para-su-calefacci-oacute-n_183246.html

 

Deja un comentario

Tu email no será publicado, los campos requeridos están marcados *

Síguenos