Actualidad, Productos

Aprovecha los meses de menos uso para hacer el mantenimiento de tu caldera de gasoil

0 55

El mantenimiento de la caldera de gasoil es muy importante, ya que garantiza la seguridad de los habitantes de la vivienda. La  finalidad de este mantenimiento es asegurar el  buen funcionamiento  de la caldera  y evitar posibles fugas de monóxido de carbono.

Este gas es muy peligroso si se libera  durante  la combustión. Por tanto, el mantenimiento de una caldera de gasoil debe realizarse de forma obligatoria con la frecuencia que determina la normativa vigente. 

En el caso de las calderas de gasoil, el Real Decreto 238/2013 de 5 de abril, establece que “todas las calderas de gasóleo inferior o igual a 70 kW, están obligadas a realizar una revisión al año”.

Además de por cuestiones de seguridad, que es lo principal, la revisión periódica de la caldera ayuda a  prevenir posibles averías en el sistema de calefacción de la casa. Aún en el caso de que se trate de una caldera de reciente instalación, su revisión debe hacerse a fondo una vez al año.

No hay que esperar al invierno

Como decíamos, la mejor época para realizar el mantenimiento anual de la caldera de gasoil son los meses que menos se usa, que suelen coincidir con el buen tiempo. Por eso, al establecer un contrato de mantenimiento con una empresa especializada, es buena idea concertar la revisión coincidiendo con la época que menos usemos la caldera.

Este mantenimiento anual es la oportunidad ideal para que el técnico compruebe el estado del sistema de calefacción. Algunos componentes de la caldera se van deteriorando con el paso del tiempo, por lo que requieren  ser sustituidos.  Cuando el técnico realiza la revisión, puede detectar estos componentes defectuosos y cambiarlos por otros nuevos antes de que se produzca una avería. Esto es una manera de garantizar el buen funcionamiento del equipo, prolongando su ciclo de vida

En cualquier caso,  es preferible hacer la revisión antes de que lleguen los meses más fríos, ya que las averías durante esa época del año, no siempre se pueden reparar con la rapidez deseada.

Otras medidas para reforzar el mantenimiento de la caldera de gasoil

Al margen del mantenimiento anual que realice el técnico cualificado, tú también puedes poner de tu parte para mantener tu caldera de gasoil en buenas condiciones y prevenir averías. Como por ejemplo, evitar que se acumulen las impurezas del gasoil, ya que la pueden saturar. 

Una forma de evitarlo es  usar nuestros aditivos de gasoil de calefacción, de alta tecnología,  que pueden mezclarse directamente en la cuba del gasoil de calefacción. Además de eliminar las suciedades y barros, estos aditivos también reducen el consumo de gasoil de calefacción hasta en un 30%.

Otras recomendaciones a seguir el resto del año son las siguientes: 

  • Controlar que el nivel de presión sea el recomendado. Normalmente, la presión del circuito de calefacción deberá estar a 1,5 bares, con la caldera fría. A medida que se vaya calentando, es normal que aumente la presión., volviendo a su posición inicial cuando se enfríe.
  • Evitar que el depósito de gasoil quede al mínimo. Esto puede provocar que las impurezas del fondo se cuelen en el quemador y obstruyan la caldera. 
  • Esperar unas horas al encendido de  la caldera después de llenar el depósito. De este modo los posos de gasoil se habrán depositado por completo en el fondo del tanque. 
  • Aprender a usar el sistema de  regulación y control de temperatura: regula el termostato de ACS (agua caliente sanitaria) a 50º C y el de calefacción a 70º C, salvo que el técnico haga otra indicación.
  • Revisar la boquilla inyectora: el desgaste de esta pieza influye directamente en el funcionamiento  y consumo de la caldera. En caso de detectar deterioro, avisar al técnico para que valore la posible sustitución de la boquilla. 

Y recuerda, para que no te falte gasoil de calidad en casa, en Agrupación Gasoil  podrás  comprarlo a domicilio al mejor precio agrupándote con otros usuarios de tu misma zona. Tu caldera  se  beneficiará de ello, y tu bolsillo también.

Related Posts

Deja un comentario

Tu email no será publicado, los campos requeridos están marcados *