Productos

Llega ‘Gaetan’, la borrasca que terminará con la ola de frío y con la nieve acumulada

0 36
Ya tienen nombre las dos borrascas que afectarán a España a partir de hoy.

Una de las borrascas cuyos frentes afectarán a España a partir de este martes y hasta el viernes en forma de lluvia, ascenso de las temperaturas, viento y mala mar ya tiene nombre. El Instituto Portugués del Mar y de la Atmósfera (IPMA), la ha bautizado Gaetan debido a la intensidad de los vientos que la acompañan, que pueden llegar a ser muy fuertes, con rachas de 80 a 90 kilómetros por hora, en zonas costeras y de alta montaña, y fuertes en la meseta norte. Las precipitaciones más intensas se producirán en el tercio occidental y sur de Andalucía y no en las zonas donde más nieve sigue acumulada tras el paso de Filomena. Así, donde más preocupa el agua, en Madrid y Castilla-La Mancha, el problema no va a ser tanto la cantidad que caiga, sino el efecto combinado de dicha agua con el viento templado y la subida de las temperaturas, que fundirán la nieve, lo que puede provocar balsas de agua e inundaciones en túneles y zonas bajas. También se espera que crezca significativamente el caudal de los ríos, sobre todo del Tajo, el Duero y el Ebro. Otro peligro son las ramas de los árboles que penden de un hilo, ya que los vientos en dichas zonas, aunque suaves, pueden terminar por tumbarlas.

Gaetan pondrá fin a partir de este martes a intensa ola de frío, a la boina de contaminación que sufren las grandes ciudades como Madrid y Valladolid y a la persistencia de las nevadas de Filomena. Para empezar, las temperaturas van a subir mucho, sobre todo las nocturnas, porque la borrasca impulsa viento del sur y del suroeste. “Vamos a pasar en 48 horas de mínimas hasta 10ºC inferiores a lo normal a valores hasta 10ºC superiores”, detalla el portavoz de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet), Rubén del Campo. En cuanto a las precipitaciones, las más abundantes se esperan en el oeste de Galicia, sur de Andalucía y oeste del sistema Central. La Aemet calcula que en 72 horas ―miércoles, jueves y viernes― se pueden acumular de 120 a 150 litros por metro cuadrado en el suroeste de Galicia (sobre todo Pontevedra); de 40 a 60 en el sur de Ávila (Gredos) y noreste de Cáceres; algo menos, unos 40 litros, en la sierra de Madrid; entre 10 y 20 en el área metropolitana de Madrid, y de 40 a 60, en el sur de Andalucía (Cádiz y Málaga) y zonas cercanas al Pirineo aragonés. Se trata de cantidades orientativas y localmente se pueden superar estos valores, advierte la Aemet.

Así, en la capital las lluvias van a ser “suaves”, subraya el meteorólogo, para añadir que puede haber algunas rachas fuertes de viento en la ciudad, de más de 40 kilómetros por hora, pero no muy fuertes (de más de 70), salvo quizá el viernes, día en el que hay entre un 50% y un 60% de probabilidad de que sí se produzcan en el centro y sur de la Comunidad de Madrid. En todo caso, en la región no hay activo de momento ningún aviso, ni por lluvia ni por viento, durante los tres días que va a durar el nuevo temporal. También habrá temporal marítimo, sobre todo en Galicia y el área cantábrica, y nieve en los sistemas montañosos.

Esta es la predicción por días:

– Martes. La madrugada aún ha sido muy fría en el interior oriental y en la zona centro ―con heladas fuertes de -16º en Molina de Aragón (Guadalajara), -15 ºC en Bello (Teruel), -12,3 ºC en Morón de Almazán (Soria) y casi -8º en el aeropuerto de Barajas―, pero el cambio del tiempo comienza ya a notarse. “El anticiclón que ha mantenido el tiempo estable los últimos días comienza a retirarse hacia el este, lo que permite el acercamiento de borrascas atlánticas”, explica Del Campo. A partir del mediodía, un sistema frontal de Gaetan hará que empiece a llover en Galicia, con mayor intensidad al final del día, cuando las precipitaciones pueden extenderse a zonas próximas, como el oeste de Asturias y puntos del oeste del Sistema Central, como el norte de Cáceres y el sur de Salamanca. Hay avisos por niebla en Aragón, Cataluña y La Rioja; por viento en Asturias, Cantabria, Galicia, Navarra y el País Vasco; y por mala mar, en Galicia.

– Miércoles. Llegará “el gran cambio”. El frente atravesará la Península de oeste a este y dejará a su paso precipitaciones generalizadas, salvo en el área mediterránea, el alto Ebro y el Cantábrico oriental, donde no lloverá o lo hará débilmente. Las mayores precipitaciones se esperan en Galicia, el oeste de la cordillera Cantábrica y del Sistema Central, y Andalucía occidental, especialmente en Cádiz y Málaga, donde pueden ser fuertes y persistentes, con más de 15 o 20 litros por metro cuadrado en una hora o los 40 litros por metro cuadrado en 12 horas. Soplarán vientos intensos en Galicia, las comunidades cantábricas, puntos de ambas mesetas, zonas montañosas y Andalucía occidental, con rachas que pueden superar los 70 kilómetros en zonas llanas del interior y ser de 100 a 110 en el norte de Galicia y áreas de montaña, especialmente de la cordillera Cantábrica. Las mínimas subirán de madrugada notablemente, con hasta de seis a ocho grados más en el centro y la mitad occidental. La cota de nieve oscilará entre los 1.200 y los 1.600 metros, por lo que nevará en zonas altas del centro y el norte de la Península. Andalucía Aragón, Asturias, Cantabria, las dos Castillas, Cataluña, Galicia, Navarra, el País Vasco La Rioja y Ceuta estarán bajo aviso por viento, lluvia, nieve, frío, niebla, mala mar y deshielo.

– Jueves. La subida de las mínimas, también con de seis a ocho grados más, se trasladará al este. Las rachas de viento afectarán a las mismas zonas que el miércoles y se extenderán al área mediterránea. Seguirá lloviendo, sobre todo en la mitad occidental, zona centro y sur de los Pirineos. “No serán precipitaciones muy abundantes, salvo en el oeste de Galicia, puntos del Sistema Central y de Andalucía occidental”, insiste Del Campo. La cota de nieve se mantendrá. Hay avisos por viento, mala mar y deshielo en Aragón, Asturias, Castilla y León Galicia y Comunidad Valenciana.

– Viernes y fin de semana. Continuará el régimen de vientos del oeste y del suroeste, que soplarán intensamente en amplias zonas. Se producirá el paso de nuevos sistemas frontales, con lluvias más abundantes en la mitad occidental de la Península. “También lloverá en el área cantábrica y en el entorno de los Pirineos. No podemos descartar precipitaciones en buena parte de la Península, en general débiles, salvo en la Comunidad Valenciana y Murcia”, matiza Del Campo. Las temperaturas bajarán ligeramente, con lo que volverán las heladas, pero serán débiles y acotadas a zonas de montaña y puntos del interior oriental peninsular. La cota de nieve se situará entre los 900 y los 1.200 metros.

Fin de semana. Las temperaturas subirán notablemente, tanto de día como de noche, con lo que el domingo no habrá ya heladas ni nevadas en prácticamente ningún punto de España. Los termómetros marcarán más de 20 grados en las horas centrales del sábado y del domingo en amplias zonas mediterráneas. Se trata de unos valores que “no serían raros a comienzos de mayo” tras la ola de frío más intensa en lo que va de siglo.

Related Posts

Deja un comentario

Tu email no será publicado, los campos requeridos están marcados *